Bienestar general, pero se avecina crisis general.

Parte 1

Actualmente se oyen tambores de crisis, de recesión, pero no se puede determinar en mi opinión cuando sucederá. Podemos fijarnos en indicadores como la inflación, los salarios, la deuda pública, la bolsa y otros muchos más, que mezclados con el panorama geopolítico y geoeconómico internacional parece que van marcando una senda al son de los tambores de crisis internacional. Y lo que si sabemos es que no todas las magnitudes confluyen en un mismo resultado y que son altamente complicadas controlarlas a todas.

Para poder tratar este tema en Código Trading ,de una manera clara, tenemos que fijarnos en los movimiento de salón de las grandes potencias mundiales para intentar ver la luz de la oscuridad en un futuro cercano.

En junio de 2006 la Reserva Federal realizó su última subida de tipos antes de la gran recesión que se inició dos años más tarde. Se esperaba una ligera desaceleración de la economía, pero como la inflación estaba presionando, se vio obligada a seguir adoptando su política monetaria. Ahora, en 2019 la economía estadounidense ha vuelto a superar su desastre, está en pleno empleo y acumula ya 10 años consecutivos de expansión, uno de los ciclos de crecimiento más largos de su historia.

Al parecer tanto Europa y EEUU viven también un bonito romance económico, junto con otros países de gran potencia, aunque algunos países europeos como Alemania están dando destellos de desaceleración. El PIB mundial avanza a tasas elevadas, el mercado laboral se aproxima a los niveles de pleno empleo y además, se ha conseguido en un entorno controlado de inflación y crecimiento extendido por todo el mundo de economía avanzada.

Es en este momento, donde puedo reformular el título de este artículo ¿Porqué se oyen tambores de crisis? Pues bien, hay ciertos índices o desequilibrios en ciertos elementos económicos que en mi opinión, dan un aliento a esos tambores.

Si nos fijamos en algunos índices podemos ver lo que intento exponer. El precio del cobre ha venido cayendo en los últimos tiempos y es para algunos, yo me incluyo, un claro ejemplo de desacelaración en la producción mundial ya que el cobre es un elemento muy usado para la fabricación de multiples bienes.

.

.

De hecho si nos fijamos en el índice output gap o brecha de producción, podemos observar que el diferencial de producción es negativo en muchas economías y próximo a cero globalmente y esto identifica que las principales economías desarrolladas están creciendo por encima de su equilibrio, donde el PIB real tiende a ser superior al potencial, y lo curioso de este exceso de demanda agregada es que no esta produciendo inflación, una situación rara, rara desde la teoría económica.

En mi opinión creo que esta situación podría ser uno de los detonantes de la crisis, el redoble de tambor, ya que considero que éste crecimiento no es del todo real pues ha sido conseguido en base a deuda y que tan solo nos ayudará a retrasar la próxima recesión y hacerla aún más grande que la anterior. Y es que hablamos de una riqueza artificial pero real. Asi, como anuncia en uno de sus estudios UBS, la riqueza se ha incrementado un 19%, creándose nuevos multimillonarios. En China se han creado nuevos multimillonarios, incrementando su riqueza más del doble entre 2017 y 2018. Esto ha derivado, que China haya impulsado el 80% de las 40 principales innovaciones de los últimos 40 años, destacando en los últimos 5 años grandes beneficios provenientes de Block Chain, de préstamos privados y del sector de la Energía Verde como destacados.

Considero que la inflación se irá incrementando a paso ligero y con fuerza a partir de la tercera mitad de 2019 debido al crecimiento por encima del nivel de equilibrio, el cual mencionaba más arriba. Debido a este escenario ya que si el paro esta controlado, como parece ser en los países desarrollados, los salarios tenderán a subir, porque las empresas necesitarán mejor y más mano de obra especializada y necesitarán fichar a los trabajadores de la competencia, haciendo que los salarios se disparen. Cuando la inflación empiece a repuntar con fuerza, la Reserva Federal, BCE y otros bancos centrales se verán obligados a elevar los tipos de interés lo que endurecerá las condiciones del mercado y terminará por provocar la siguiente crisis. Aunque por el momento estamos viendo que la FED ha cambiado su opinión anotando que los tipos podrías llegar a caer en negativo, lo cual será una equivocación.

Entiendo que la profundidad de esa recesión estará marcada por los desequilibrios macroeconómicos que se vayan acumulado y de las políticas monetarias y fiscales erróneas que se puedan adoptar. Pero también quiero anotar que hay que actuar con prudencia y no cometer errores como lo suelen hacer los bancos centrales, como el que cometió el BCE en 2011 cuando subió los tipos en dos ocasiones y creó una recaída de la economía europea.

Copyright © 2017 – 2019 Código Trading

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *